Inspiración o plagio: Platón, Matrix y la tensión sexual no resuelta

|| Una cita con las musas /17

José Luis Casado, en M21 Radio, presenta Madrid con los cinco sentidos, con la sección de Daniel Tubau “Una cita con las musas”… Aquí puedes escuchar Una cita con las musas, en un programa en el que Chus Natera y Daniel Tubau hablan acerca de la inspiración, el plagio, la tensión sexual no resuelta y Luz de Luna, entre otras cosas.

 



CHUS: Hola Daniel, ¿de qué vamos a hablar hoy?
DT: Vamos  hablar de copias, plagios y homenajes como instrumentos creativos.

CHUS: Ah, muy bien, pues cuéntanos…
DT: Cuando queremos por ejemplo escribir un libro o componer una canción o diseñar un traje o simplemente resolver un problema que requiere inventiva e imaginación, solemos echar mano de lo que ya conocemos, como es obvio. Por ejemplo, si nos han encargado escribir una serie de policías, lo que solemos hacer es ponernos a ver series de policías una tras otra, para buscar ideas.

CHUS: Y sospecho que eso no es una buena idea, ¿no?
DT: Bueno, es una fase necesaria del proceso creativo, de la investigación y la documentación. Es cierto que tenemos que conocer el mundo en el que nos movemos, que nos puede inspirar ver series que tengan relación con lo que queremos hacer, que incluso nos puede ayudar a resolver ciertos problemas, pero si nos limitamos a ver serie de policías, lo más probable es que acabemos escribiendo un guion completamente previsible, demasiado parecido a todo lo que hemos visto.

CHUS: O incluso podemos acabar haciendo un plagio, ¿no?
Pues sí, ese riesgo es real. Porque no solo existe el plagio a propósito, sino también el inadvertido. Muchas veces copiamos sin darnos cuenta. Cuando a veces se nos ocurre una idea brillante y empezamos a escribir sin parar, lo que suele pasar es que en realidad no estamos imaginando, sino recordando. Nos decimos: “¡Caramba, cuántas ideas se me están ocurriendo!” Pero en realidad no estamos creando algo nuevo, sino copiando algo que vimos la semana pasada o hace más tiempo, pero sin ser conscientes. Por eso, aunque es estupendo escribir sin pensar demasiado, llenar hojas sin pararnos a reflexionar, también después hay que revisarlo con atención, para evitar los tópicos y los plagios inadvertidos.

Claro, y eso puede suceder a menudo si somos guionistas y estamos todo el tiempo viendo series de televisión.
Claro, es lo más normal. Si solo nos movemos en nuestro propio medio, entonces es muy difícil escapar de la copia y el plagio. Te pongo un ejemplo. No sé si has visto la serie Luz de Luna.

CHUS: Era una de detectives pero cómica, ¿verdad?
DT: Sí. La protagonizaba Cybill Shepard y un Bruce Willis muy jovencito, cuando todavía tenía pelo (en la cabeza). Pues bien, Bruce Willis era un detective y Cybil Sheppard la dueña de la agencia y entre ellos ya desde el primer capítulo se establecía lo que los guionistas llamamos Tensión Sexual no resuelta.

CHUS: Ah, yo creo que sé lo que eso, pero mejor se lo contamos a nuestros oyentes.
DT: La TSNR es un mecanismo narrativo, un pequeño truco para mantener el interés de los espectadores durante muchos capítulos. Consiste en anunciar o anticipar algo que después no sucede, por ejemplo que los protagonistas se van a dar un beso, que se van a acostar, o que se van a casar, como en Médico de familia… pero después van pasando los capítulos y eso no sucede…

CHUS: Claro, y eso pasaba ( o no pasaba, quiero decir) en Luz de Luna, la serie de Bruce Willis y Cybill Sheppard.
DT En efecto, ya desde el primer capítulo se planteaba entre ellos una gran tensión erótica o amorosa, pero iban pasando los capítulos y las temporadas y nunca se enrollaban… Pues bien, el productor de Luz de luna contaba que cuando un guionista que quería trabajar en la serie enviaba un guión de prueba, era muy frecuente que escribiera, por ejemplo, una escena en la que los dos protagonistas eran secuestrados y los ataban de espaldas uno con otro y, claro, cuando intentaban liberarse, se tocaban y había mucha tensión sexual… Pues resulta que esa escena la enviaron varios guionistas diciendo que era súper original y en realidad salía en el capítulo 4 de la serie. Los guionistas creían que estaban imaginando, pero en realidad estaban recordando sin darse cuenta. Copiando.

CHUS: Y por eso, como decías, hay que tener cuidado con las ideas que nos parecen súper brillantes y además conviene, como decías, mirar cosas diferentes.
Claro, yo creo que un buen consejo para un escritor es mirar cosas muy diferentes. Por ejemplo, si estás escribiendo un ensayo acerca de China, como acabo de hacer yo en estos meses, es imprescindible leer muchos libros chinos, claro, varias decenas, pero también puede ser bueno leer algo completamente diferente, por ejemplo, libros de ciencia ficción o de biología, o una novela que trascurre en Colombia o Cuba. De esta manera es más posible que se te ocurran cosas imprevistas e inesperadas, que establezcas conexiones que no son tan evidentes, que escribas de manera diferente a como lo hacen quienes han escrito ya sobre ese tema.

CHUS:  Y además así te arriesgas menos a plagiar.
Pues sí, porque aunque veas o leas cosas parecidas a lo que estás haciendo, esas otras cosas diferentes te pueden dar una punto de vista diferente, una perspectiva inesperada. Además, hay una paradoja muy interesante que dice: “Cuanto más copias menos copias”

CHUS: A ver explícame eso…
DT: Quiero decir que si copias o te inspiras en uno solo, pues es difícil que lo que hagas no sea un plagio, pero si te inspiras en diez o veinte, entonces lo que tú hagas será una mezcla que difícilmente se  puede considerar un plagio. Inevitablemente será algo nuevo.

CHUS: Me podrías poner un ejemplo de un caso real…
DT: Un buen ejemplo es la película Matrix, de los hermanos Wachowski, que se inspira en muchas cosas a la vez pero no copia solamente a una. Se inspira, por ejemplo, en las películas de artes marciales típicas de Hong Kong, el género Wuxia, pero también se inspira en Alicia en el país de las maravillas, y también se inspira en la Biblia y en el mesías Jesucristo, y también en los dibujos animados japoneses o anime, y sobre todo se inspira en el mito de la caverna de Platón, esa fábula en la que hay varios hombres encadenados en una caverna que creen que están viendo la realidad, pero que en realidad están viendo las sombras de objetos que alguien está proyectando detrás de ellos. Eso es Matrix, la diferencia entre un mundo real y uno creado por una simulación de ordenador…

Claro, pero al tener tantas fuentes de inspiración como tenía Matrix, hay menos peligro de plagio.
Así es, aunque en el caso de Matrix se da una paradoja, porque se dijo que los hermanos Wachowsky, que ahora son las hermanas Wachowsky, en realidad si plagiaron, pero no a Platón, a Alicia en el país de las maravillas o a los dibujos animados japoneses, sino a una guionista llamada Sophia Stewart..

CHUS: ¿Ah sí? ¿Qué me estás diciendo?
Pues sí, Stewart los llevó a juicio y algunos dicen que logró demostrar que tanto ellos como sus colaboradores habían usado el guión de esta guionista y que en las últimas versiones incluso se dio la instrucción de cambiar algunas cosas para que no se notase tanto el plagio.

CHUS: Entonces hubo plagio…
DT: Parece que al final no, por lo que he podido averiguar estos días. Al parecer, aunque hubo juicio, los o las Wachowsky que lo ganaron, aunque de tanto a tanto se propaga el rumor de que lo ganó Stewart. La guionista, sin embargo, también dice que escribió el guión de Terminator. Y no sé si ha ganado o no el juicio.

CHUS: Bueno, en cualquier caso, mientras no venga Platón a reclamar por lo de la caverna… atribuimos Matrix a las hermanas Wachowsky.
DT: Pues sí Y por cierto, que copiar a Platón es mucho más seguro y es incluso una buena manera de copiar sin copiar: tomar un clásico y actualizarlo o incluso futurizarlo. Porque eso no se considera plagio, sino como mucho homenaje. Es un truco que usa mucho Tarantino. Y es perfectamente legítimo[1].

CHUS: Por cierto, ¿y qué pasó en Luz de Luna al final, ¿se enrollaron o no?
DT: Pues sí, al final sucumbieron a la tentación. Y entonces la audiencia cayó en picado y tuvieron que cancelar la serie. En el último capítulo lo contaron los propios personajes, que les cerraban la serie por haber matado la tensión sexual no resuelta.

RECOMENDACIÓN CREATIVA

CHUS: Y la recomendación de hoy, Daniel, ¿cuál será?
DT: Bueno, pues como ya recomendamos Alicia en el país de las maravillas en otra cita con las musas, hoy podemos recomendar al mismísimo Platón, ya que hemos mencionado su mito de la caverna.

CHUS: Ah, muy bien, porque así podemos hacer como los o las Wachowsly y copiar sin copiar.
DT: Pues sí, porque los diálogos son una fuente de inspiración inagotable.  Están llenos de historias curiosas, como al de la caverna. Por ejemplo, fue Platón quien se inventó el mito de la Atlántida.

CHUS: ¿Ah, sí? No me digas.
DT: Pues sí, el mito de la Atlántida lo cuenta en sus diálogos Timeo y Critias, como una gran civilización que existió 9000 años antes de su época. En fin, también en La República, que es donde se encuentra el mito de la caverna, se cuenta esa utopía de una República gobernada por sabios y en la que los poetas tienen prohibida la entrada y los hijos son compartidos por toda la comunidad. Se considera una utopía precursora del comunismo y también del fascismo.

CHUS: Pero Platón tiene muchos diálogos. ¿Por cuál empezar?
DT: para alguien que quiera empezar  conocer a Platón, probablemente lo mejor es comenzar por El banquete, que es divertido y entretenido, pues se trata de una reunión de bebedores que cuentan sus teorías acerca del amor. 

CHUS: De acuerdo. ¿Y recomendamos alguna editorial?
DT: Los diálogos de Platón se han editado en muchas editoriales en español. Naturalmente la más fiable es la Biblioteca Clásica Gredos, que los ha editado en su edición de lujo y en libros de quiosco. Pero también están, por ejemplo en lianza editorial.


[1] Enlace al plagio: http://newsfeed.time.com/2013/11/22/inside-the-billion-dollar-matrix-lawsuit-one-of-the-internets-most-pervasive-hoaxes/

 

 


En el enlace también puedes escuchar los podcast de los programas. Emitido el 18 de abril de 2018


Es bueno hacer las cosas mal

|| Una cita con las musas /1


Leer Más
Cómo trabajar tomando copas || Una cita con las musas /2

Leer Más
Tormenta de ideas

|| Una cita con las musas /3


Leer Más
La quinta regla del brainstorming

|| Una cita con las musas /4


Leer Más
La prehistoria de la creatividad

|| Una cita con las musas /5


Leer Más
Las musas y la perfección griega

|| Una cita con las musas /6


Leer Más
Entrevista con Claudio Méndez Fonseca

|| Una cita con las musas


Leer Más
La inspiración de los poetas

|| Una cita con las musas /7


Leer Más
Un matemático se encuentra con las musas

|| Una cita con las musas /8


Leer Más
La musa en el laboratorio: Graham Wallas descubre el proceso creativo

|| Una cita con las musas /9


Leer Más
La ducha creativa

|| Una cita con las musas /10


Leer Más
La procrastinación y la pereza

|| Una cita con las musas /11


Leer Más
Los plazos y la ley de Murphy

|| Una cita con las musas /12


Leer Más
Procrastinación a Go-Go

|| Una cita con las musas /13


Leer Más
Ursula K. Le Guin y la confianza del escritor

|| Una cita con las musas /14


Leer Más
Orson Welles y la visión del novato

|| Una cita con las musas /15


Leer Más
El experto y el novato

|| Una cita con las musas /16


Leer Más
El dilema de Monty Hall

|| Una cita con las musas /28


Leer Más
Inspiración o plagio: Platón, Matrix y la tensión sexual no resuelta

|| Una cita con las musas /17


Leer Más


Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *