La máscara de Arlequín
NO LUGAR 20

Ensayo sobre las máscaras /9

Zona de espera del Aeropuerto de Lima, esperando el vuelo 419 a Lima

[Sábado 13 de diciembre de 1997]

Estoy a punto de terminar con este asunto de los no lugares y los escritos en el cielo (que tal vez llame Escrito en el cielo y en ninguna parte), porque en cuanto llegue a Cuzco, comenzaré mi cuaderno de viaje de Perú (tal vez de Tahuantinsuyu, nombre quechua de la región) y olvidaré este experimento hasta el regreso.

Han sido muchos días, once o doce, que me parecen ahora meses, debido precisamente a estos escritos que lo llenan de densidad y de intensidad.

Pensé en pasar, durante mi estancia en Cuzco, todas estas notas al cuaderno que compré en Argentina, pero no lo haré, por dos razones:

1) Me quitaría tiempo para el cuaderno de viaje

2) Es mejor pasarlas directamente al ordenador, añadiendo los dibujos y fotos que he pensado o que ya llevo conmigo.

He pensado también hacer figuras de aviones y trenes con las letras de los textos, como aquellos caligramas de Apollinaire, y algunos otros detalles.

En cuanto a las máscaras, ayer tomé una chicha en un café: en mi mesa había un retrato de Arlequín.

Entré en una librería y vi un anuncio de “Arlequín servidor de dos señores”, de Goldoni, pero ya no se representaba (si no, probablemente habría ido a verla, a pesar de mi cansancio). En otra librería vi un libro titulado “Máscaras del Perú”

 

Y en cuanto a los no lugares, en la zona de espera de Bogotá me sorprendió ver un restaurante mongol (“Mongolian”).

Creo  que también entonces, mientras esperaba el avión a Lima, pensé que sería una buena idea ir a un no lugar como la estación de Atocha, la de Chamartín, el Aeropuerto de Barajas, a escribir. Ya alguna vez me he dado cuenta, creo que fue en el Café Comercial de Madrid, de que no es difícil escribir, y mucho, en un lugar lleno de gente, siempre que esas personas sean desconocidos para ti.

 

Una cabina de teléfono, que tal vez sea en sí misma un no lugar, puede a la vez estar en un no lugar, como una sala de espera de un aeropuerto. Eso significaría que hay no lugares que contienen no lugares.

Originally posted 1997-12-13 12:00:52.

Territorialidad
ESCRITO EN EL CIELO 19

Avión volando en un cielo indeterminado, probablemente sobre el Atlántico

[Lunes 29 de diciembre de 1997]

 

Comentarios a Augé:

Me parece muy interesante lo que dice en la página 114 acerca de la territorialidad:

 “Es muy cierto que hoy la tensión entre pensamiento de lo universal y pensamiento de la territorialidad se manifiesta a escala mundial. Aquí sólo hemos abordado el estudio por uno de sus aspectos, a partir de la comprobación de que una parte cada vez mayor de la humanidad vive, por lo menos una parte del tiempo, fuera del territorio.”

Los no lugares son, precisamente el lugar de la no territorialidad, de la universalidad. Augé incluso insinúa que esto podría explicar la predilección de los terroristas, que suelen ser nacionalistas o al menos no universalistas, por los no lugares, como objetivo de sus atentados.


Originally posted 1997-12-29 23:27:36.

La máscara resuena
NO LUGAR 23

Hotel Alto Urubamba, en Quillabamba

[15 de diciembre de 1997]

 

Le enseño a Karina algunas anotaciones de este cuaderno de no lugares y máscaras, y recuerdo algo que tenía que corregir: la etimología de “máscara” (personna). Creo que dije que significaba “suena a través”, pero parece que la traducción correcta sería “resuena”, porque la máscara servía para que la voz sonará con más volumen en el teatro, al resonar en la máscara y salir sólo por el estrecho agujero de la boca.

Así que la máscara cumpliría más bien aquella segunda función de la que ya he escrito en varios lugares: no tanto ocultar a la persona sino mostrarla mejor.

Originally posted 1997-12-15 12:30:19.

Máscaras tangenciales
NO LUGAR 30

Ensayo sobre las máscaras /13

Avión Ciudad de Barranquilla en la pista del Aeropuerto de Lima

[Domingo 28 de diciembre de 1997]

Una libreta que compré en el aeropuerto de Lima

 

Acabo de hablar de máscaras que persisten más allá de la vida, pero ahora puedo hablar de una máscara que puede salvar la vida de su propietario. Dice la azafata o aeromoza: “En caso de despresurización del avión colóquese la máscara sobre el rostro y respire…”

Naturalmente, son máscaras de una manera tangencial: no esconden ni simulan o disfrazan, quizá su única función de máscaras es que se colocan sobre el rostro.

Máscaras sobre personajes que arderán en representación del año viejo

Originally posted 1997-12-28 23:32:04.

El espectador está en la calle

Hoy, 2 de septiembre de 2015, ya está en la calle mi nuevo libro, El espectador es el protagonista, manual y antimanual de guión.

el-espectador-con-tarima

En la librería Con tarima, ayer, un día antes de su presentación oficial en sociedad. En esta librería lo presentaremos el mes que viene.

Como su subtítulo indica, es tanto un manual como un antimanual.

Antimanual porque en él critico muchas de las teorías y métodos de guión actuales (de las dos o tres últimas décadas incluso).

Manual porque la crítica también contiene en sí misma una propuesta diferente y porque, además, ofrezco de manera explícita una o varias propuestas para enfrentarse de otra manera a la escritura de un guión, espero que más interesante, divertida y placentera que la habitual en muchos manuales y en algunos cursos.

La segunda parte, la que tiene un carácter más de manual, contiene muchas técnicas, herramientas y artilugios que espero resulten útiles a los guionistas, en combinación con las cosas que cuento entre mis otros dos libros de guión, Las paradojas del guionista y El guión del siglo 21.

espectador-fugitiva-escaparate

En el escaparate de La fugitiva. En el reflejo se distingue al autor.

He cuidado mucho no repetirme y contar en este libro lo que no cuento en los otros, porque me molesta esa costumbre que tienen muchos teóricos de vender el mismo libro con diversos títulos.

espectador-fugitiva-mostrador

El espectador es el protagonista, muy bien acompañado por mi admirado Kurt Vonnegut, Arthur Conan Doyle, el divertido Jorge Ibargüengoitia y el mismísimo Montaigne, si no me equivoco, allí en la esquina inferior izquierda.

En esta página dedicada al libro iré añadiendo contenidos nuevos, porque una de las buenas características de ver el guión de otra manera y hacerlo escapar de los estrechos márgenes en los que lo han encerrado los gurús del guión, es que es un asunto infinito y siempre se puede decir algo nuevo (o algo viejo pero dicho de nuevo, que tampoco está mal).

Pronto anunciaré las presentaciones del libro, la primera el mes que viene.

 


espectadoreselprotagonista

El espectador es el protagonista

[pt_view id=”d52dd99cd0″]


OTROS LIBROS DE GUIÓN DE DANIEL TUBAU

Las paradojas del guionista
Reglas y excepciones en la práctica del guión

Casa del Libro  / Amazon

Página web del libro


 

Originally posted 2015-09-02 18:31:46.

Muchas máscaras
NO LUGAR ~19

Ensayo sobre las máscaras /8

Avión en la pista del Aeropuerto de Quito

[Viernes 12 de diciembre]

 

Escribí sobre el Atlántico aquello de la necesidad de llevar una máscara si queremos aplicar las ideas del “Vive oculto” y “Esconde tu juego”.

Ahora bien, podemos preguntarnos: ¿por qué seguir esas ideas de ocultamiento?, ¿por qué no mostrar nuestro juego y que así sepan los demás a qué atenerse?, ¿por qué aceptar la estética del ocultamiento en vez de la ética de la manifestación?

Sería largo explicar la conveniencia de esas ideas, pero, se podría decir, de una forma simplista, que, a causa de muchas experiencias repetidas, uno acaba llegando a la conclusión de que cuando ha mostrado su juego se han producido ciertas consecuencias indeseables.

Pero, bueno, todo esto es muy vago: ¿de qué juego se trata?, ¿y qué malvadas, o al menos sospechosas, intenciones se esconden tras alguien que cree que debe esconder sus intenciones?

Ninguna.

De todos modos, aunque aceptemos en cierto modo lo de vivir ocultos, todavía nos quedan muchas máscaras donde elegir.

Una de ellas es la del camaleón: mimetizarse con el ambiente para pasar desapercibido. No es mala máscara, pero acaba obligándote a compartir estupideces y tolerar bajezas; es peligrosa para tu propia integridad moral y psicológica. El mayor peligro de la máscara del camaleón es que acaba por fundirse con tu propio rostro y termina por resultar imposible arrancarla: de pronto te das cuenta de que te has convertido en lo que fingías haberte convertido. He visto a muchos amigos y conocidos sufrir esta tremenda transformación.

Otra máscara es la del hombre invisible: ser tan insípido que nadie advierta tu presencia, o que, aunque la advierta, no considere necesario convertirte en su aliado ni en su enemigo. Durante mucho tiempo quise ser el hombre invisible. Más tarde pensé que sería mejor ser Metamorfo, el hombre cambiante, un personaje de los tebeos de la editorial Novaro, que leía de niño. Esta sería una máscara interesante, sin duda, la del hombre cambiante, que tiene diferentes personalidades en diferentes circunstancias, que se adapta a diferentes ambientes y personas, no por mimetismo, sino por simpatía o empatía, o quizás por simple sentido común.

El colmo de la perfección sería poseer varias máscaras para los diferentes ambientes, pero que todas ellas fueran verdaderas, es decir, coherentes con tu carácter, que no te obligasen a envilecerte ni a violentarte. Algo así, creo, he conseguido en los últimos años, desde la enfermedad: muestro diversos juegos que son bastante reales, pero nunca todo mi juego.

¿Y quién conoce todo mi juego?

Nadie, excepto, tal vez, yo… y Dios, si existiera.

En ocasiones, sin embargo, se me escapa algún detalle de otra máscara, como cuando bailo delante de la gente del trabajo o cuando la noche en que, tras la grabación en Disneylandia, fui a bailar y me puse pendientes, lo que sorprendió a los que me conocen con mi máscara de trabajador formal y responsable.

Estos excesos, estos deslices en el ocultamiento, son inevitables de vez en cuando y está bien que Raúl me rebautizara como “Doctor Jekylll y Mister Hyde”, como ya lo hicieron antes Ana e Inés con lo de “Doctor Jekyll y Mister Tubi”. Esta doble personalidad me proporciona cierta libertad e impunidad: lo que ellos ignoran es que yo no soy el que conocen habitualmente (el doctor, el trabajador formal), sino el otro, el ‘mister Jekyll/Tubi’, el que se trasforma, el que baila enloquecido en las discotecas.

Originally posted 1997-12-12 23:57:59.

El cielo en un no lugar
NO LUGAR 25//ESCRITO EN EL CIELO 13

Autocar subiendo de Aguascalientes a Machu Pichu

[Miércoles 17 de diciembre]

 

Escribo, por fin, en un no lugar y, al mismo tiempo, en el cielo, aunque no en un avión: entre las nubes mismas, que atravesamos en nuestro ascenso a Machu Pichu.

Originally posted 1997-12-17 22:00:00.

El espectador en La aventura del saber

Tubaua-aventura2

El 5 de noviembre de 2015 se emitió la entrevista que me hizo Salvador Valdés en “La aventura del saber”, en Televisión Española. Ahora también puedes verla aquí.

 


espectadoreselprotagonista

El espectador es el protagonista
Manual y antimanual de guión

(Comprar en Casa del libro)


[pt_view id=”d52dd99cd0″]


Las paradojas del guionista
Reglas y excepciones en la práctica del guión

Casa del Libro  / Amazon

Página web del libro


Originally posted 2015-11-10 11:14:13.

Suehiro Maruo y Lunatic Lovers

Suehiro Maruo es un guionista y dibujante de comic japonés. Acabo de leer (2004) varias historias cortas suyas editadas en el volumen Lunatic Lovers. Sé muy poco de Maruo, excepto que su obra más conocida es La sonrisa del vampiro.

maruo

Sus historias, pero especialmente la primera, me han recordado el Poema a fumetti de Dino Buzzati. Avanzo aquí la suposición de que Buzatti ha sido una de las influencias de Maruo, pero tal vez se trate de una semejanza casual. No digo lo de Buzatti para rebajar el mérito increíble de Maruo, sino todo lo contrario.

Creo que una de las cosas que hacen grande al manga (comic) y al anime (animación) japonés es precisamente lo abiertos que están sus autores a influencias de cualquier tipo. Incluso me ha parecido detectar el estilo de Muñoz y Sampayo (los autores de Alack Sinner) en uno de los cortos de Animatrix, el proyecto anime patrocinado por los hermanos Wachowsky.  Lo que hace especial al comic japonés es que ellos copian de aquí y de allá sin ningún prejuicio y a mansalva, lo que hace sus obras muy originales.

sampayo2

Dibujo de José Muñoz

josc3a9-muc3b1ozcarlos-sampayo-alack-sinner

Dibujo de José Muñoz

the-animatrix

Animatrix: “World Record”, creado por Madhouse (dirección de Takeshi Koike)

animatrix-world-record

Animatrix: “World Record”, creado por Madhouse (dirección de Takeshi Koike)

La primera historia de Lunatic Lovers es Hôrichi el desorejado. Está basada en un cuento de Lafcadio Hearn, un interesantísimo autor del que he hablado en alguna parte. Esta adaptación de Horichi el desorejado es precisamente lo que más me ha recordado a Buzzati.

maruo-horichi

Hay algo en la manera de contar de Maruo, en la sugerencia y densidad de sus dibujos, a pesar de su trazo claro y bien definido, de la brusquedad con la que a veces se desarrolla la historia, que te hace sentir que estás casi recordando un sueño o presenciando escenas como iluminadas por un flash, con imprecisiones, fragmentos que parecen incoherentes pero que no lo son después, una sensación de alucinación muy vívida. Me gusta.

[Publicado el lunes 2 de febrero de 2004 en Tsuresureguza]

*********

Puedes ver  una historieta de Craven hecha en colaboración con Suehiro maruo (sin que él se enterase) aquí: Mira a tu alrededor.

Para ver todas las páginas de comic alojadas en danieltubau.com
(Craven, Filocomic, Mosca y Caja…):  EL NOVENO CIELO

OTRAS PÁGINAS SOBRE CÓMIC

La guerra de Alan

Leer Más
Suehiro Maruo y Lunatic Lovers

Leer Más
Will Eisner

Leer Más
PASTECCA

Leer Más
Krazy Kat y el pato de Pekín

Leer Más
Alfonso Azpiri

Leer Más
LA ETERNIDAD EN 24 HORAS

Leer Más
El almanaque de Taniguchi

Leer Más
El noveno arte

Leer Más
Will Eisner y Orson Welles

Leer Más
EL NOVENO CIELO

CÓMIC E ILUSTRACIÓN


Leer Más
Poema a Fumetti, de Dino Buzzati

Leer Más
Pyongyang, de Guy Delisle

Leer Más
PASTECCA… ataca de nuevo

Leer Más
¿Qué es el Trund?

Leer Más

Originally posted 2013-01-07 19:55:29.

MUNDO AUDIOVISUAL: cine, guión y series

Aquí puedes encontrar enlaces a todas las entradas relacionadas con el cine y el guión que he publicado. Algunas se relacionan con mis libros Las paradojas del guionista y El guión del siglo 21. Otras tratan de asuntos relacionados con la escritura o el mundo del guión, y otras con el cine, las series de televisión y otras obras audiovisuales.

[pt_view id=”d52dd99cd0″]


El espectador es el protagonista
Manual y antimanual de guión

espectadoreselprotagonista

El espectador es el protagonista es a la vez un manual y un antimanual. Su autor no se limita a examinar los errores difundidos por los gurús del guión, sino que también ofrece herramientas, como el método empático o el guión tachado, para hacer frente a los desafíos narrativos.

Un libro perspicaz en el diagnóstico, innovador en el aspecto teórico y muy estimulante en lo práctico que hará recuperar el placer de escribir no solo al guionista profesional sino a cualquier narrador inteligente.

Comprar en Casa del Libro

Más entradas en: La página de El espectador es el protagonista

 

El guión del siglo 21

El futuro de la narrativa en el mundo digital

“Si en Las paradojas del guionista Daniel Tubau nos ponía en guardia contra las teorías dogmáticas, en El guión del siglo 21nos anuncia que el guión previsible de Hollywood y de la televisión convencional está en crisis. Los guionistas ya no quieren seguir esquemas simples o fórmulas mágicas. Frente al miedo instintivo hacia las nuevas narrativas, cada día surgen alternativas interesantes, gracias a este asombroso futuro que nos ofrecen las nuevas tecnologías, desde la narrativa hipertextual y la realidad aumentada a los videojuegos o Internet; desde las series de canales como HBO al crossmedia o el transmedia. Otras propuestas e ideas se encuentran en el pasado, en la historia audiovisual. Tubau demuestra que la profesión de guionista se está trasformando y que no se limita a la televisión o el cine, sino que puede y debe invadir todos los medios, o incluso la realidad misma.” (Contratapa del libro)

En este sitio web dedicado a El guión del siglo 21 amplío los contenidos del libro, corrijo errores, amplío cuestionesy muestro ejemplos en vídeo que, como es obvio, no podían estar presentes en un libro analógico. Los temas son casi inabarcables y para que el visitante de esta página pueda orientarse es muy recomendable que lea el libro.

Comprar en Casa del Libro

Más entradas en: La página de El guión del siglo 21

Las paradojas del guionista
Reglas y excepciones en la práctica del guión

Casa del Libro
Amazon

En este sitio web puedes encontrar todo tipo de contenidos relacionados con Las paradojas del guionista: entradas acerca del libro, noticias y presentaciones, críticas y comentarios… Sin embargo, casi todas las entradas presentan nuevos contenidos, a veces para matizar o enriquecer algo que se dice en el libro, en otras ocasiones para tratar asuntos que no pudieron desarrollarse a fondo en el libro. A continuación, se muestran las entradas, ordenadas en categorías o secciones.

Más entradas y paradojas en Las paradojas del guionista


Originally posted 2013-02-04 16:28:41.