Sherlock Holmes, de entre los muertos

La vida secreta de Sherlock Holmes /12

Cuando los lectores se enteraron de la muerte de Holmes al caer junto a Moriarty por las cataratas de Reichenbach, tal como se contaba en El problema final , se negaron a aceptarlo. En la revista Strand, en la que se publicaban las aventuras de Holmes, llegaron miles de cartas de protesta, que también recibió el propio Conan Doyle. Algunos le suplicaban que devolviese la vida a su personaje, otros le reprochaban haberlo matado y no pocos lo insultaban. Más de un indignado lector lo llamó asesino.


Aunque Conan Doyle intentó resistir hasta el último momento, ocho años después tuvo que ceder y resucitó al detective en El sabueso de los Baskerville, una aventura que, según contaba Watson, había tenido lugar antes de la muerte de Holmes. Es decir, que a pesar de publicarse una nueva aventura de Sherlock Holmes, el detective seguía a muerto.

Sin embargo, tiempo después, en el relato «La casa vacía», Sherlock Holmes reaparecía de manera sorprendente y explicaba a un asombrado Watson, tras tres años de ausencia,  que tras caer por las cataratas de Reichenbach, había logrado salvarse gracias a sus conocimientos de un arte oriental llamado baritsu.

Durante los siguientes años, Conan Doyle continuó escribiendo las historias de su detective a regañadientes, asignándole cada vez más defectos. Una actitud que le valió el reproche del más prestigioso de los holmesianos, W.S.Baring Gould:

«De todos es sabido el escaso afecto que profesaba Sir Arthur Conan Doyle a su criatura, un sentimiento bastante desagradecido si consideramos que Sherlock Holmes le proporcionó fama, dinero y le salvó de verse obligado a ejercer la oftalmología[1] W.S.Baring Gould en Sherlock Holmes de Baker Street».

El noble arte del baritsu. En No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes, cuento la curiosa historia del baritsu o bartitsu, que no es invención ni de Conan Doyle ni de Holmes

 

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]

Entradas holmesianas no tan elementales

[pt_view id=”64488b37gm”]


 


Además…

Sobre el libro No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes


Cómo descifrar códigos y lenguajes

(con Sherlock Holmes)]


International: Not So Elementary

 


Originally posted 2016-07-09 23:54:50.

Notas   [ + ]

1. W.S.Baring Gould en Sherlock Holmes de Baker Street

Los enigmas de Sherlock

Uno d elos tomos del Sherlock Holmes anotado por Leslie Klinger, que quizá supera a Baring Gould en erudición pero no en encanto.

Uno de los tomos del Sherlock Holmes anotado por Leslie Klinger, que quizá supera a Baring Gould en erudición pero no en encanto.

El libro de Baring-Gould Sherlock Holmes de Baker Street es una lectura muy interesante para cualquiera que desee resolver los misterios que contienen las aventuras de Sherlock Holmes. No los misterios que resuelve Holmes, sino los tienen que ver con el propio detective.

Estos enigmas son incontables y de naturaleza muy diferente. Es por eso que se han escrito centenares de pastiches, libros de aventuras de Sherlock Holmes que no han sido escritos (o atribuidos) a Conan Doyle, a John Watson o al propio Holmes. En esos pastiches o apócrifos se intentan resolver algunos de esos misterios. Baring Gould, experto en Holmes, intentó resolver gran parte de esos enigmas en el libro mencionado, que es una biografía de Holmes. Aunque en gran parte desarrolla asuntos mencionados en las aventuras canónicas del detective, también inventa muchas cosas, porque Sherlock Holmes de Baker Street es al fin y al cabo también un pastiche. Eso ha hecho que muchos aficionados a Holmes se enfaden cuando alguien dice que Holmes hizo esto o aquello basándose en esa biografía imaginaria.

Más fiables para conocer a Holmes son varias investigaciones prodigiosas como la edición de las aventuras del detective atribuidas a Conan Doyle, cuidadosamente anotadas por el propio Baring Gould, o más recientemente los tomos anotados por  Leslie Klinger. Pero ¿cuáles son los enigmas que rodean a Holmes?

Richard Burton, se supone que con el disgraz con el que entró en la Kaaba

Richard Burton, se supone que con el disgraz con el que entró en la Kaaba

Domingo Badía, alias “Ali Bey”

En primer lugar están los enigmas que surgen cada vez que Watson o Holmes mencionan algún caso en el que han participado y que, sin embargo, no llegan a contar en detalle. Entre esos casos están los que Holmes resolvió antes de conocer a John Watson, o durante los años que fingió estar muerto, tras caer por las cataratas de Reichenbach.

Se sabe, porque lo contó Conan Doyle cuando resucitó a Holmes en La casa vacía, que Holmes adoptó la personalidad de un explorador noruego llamado Sigerson y que viajó al Tíbet, que entró en el recinto sagrado de la Kaaba de la Meca disfrazado de devoto musulmán, como antes que él había hecho el célebre aventurero Richard Burton, y antes que Burton el español Ibn Batuta. Durante esos años de silencio, cuando el mundo entero pensaba que había muerto, Holmes resolvió diversos casos en los que estaba implicada la organización que su archienemigo Moriarty había creado.

Algunos enigmas están relacionados con la vida de Holmes y Watson, con la verdadera relación que mantenían y con la extraña amistad de estos dos solteros que compartieron piso durante tantos años.

Uno de los asuntos más inquietantes, por supuesto, es por qué en las aventuras de Sherlock Holmes nunca se menciona, ni siquiera de pasada, a Jack el Destripador, contemporáneo del detective. Baring-Gould, en su biografía, asegura, sin embargo que Holmes y Jack se conocieron, mientras que Charles Fisher opina que Holmes se refiere a Jack cuando habla en “La aventura de los seis Napoleones” de un tal Horace Harker. Pero, como bien nos demostró el propio Holmes en “La aventura del caballo Silver Blaze” (lo cuento en No tan elemental), a veces el silencio es el más significativo de los signos, y esa ausencia de Jack el destripador no puede ser más ruidosa.

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de una primera versión de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes 17

Sherlock contra Cyrano

LA VIDA SECRETA DE SHERLOCK HOLMES /1


Leer Más
Sherlock Holmes no está enterrado en Spoon River

La vida secreta de Sherlock Holmes /3


Leer Más
Auguste Dupin, según Conan Doyle y Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /5


Leer Más
La realidad de los detectives

La vida secreta de Sherlock Holmes /6


Leer Más
El autor no es el personaje

La vida secreta de Sherlock Holmes /7


Leer Más
El truco más difícil de Houdini

La vida secreta de Sherlock Holmes /9


Leer Más
Arthur Conan Doyle visita el Más Allá

La vida secreta de Sherlock Holmes /13


Leer Más
Los manuscritos inéditos de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /14


Leer Más
Arthur Conan Doyle, impostor

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /15


Leer Más
El hermano más listo que el hermano más listo de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /16


Leer Más
Respuestas sin preguntas

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /18


Leer Más
Arthur Conan Doyle contra Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /10


Leer Más
El extraño caso de Arthur Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /4


Leer Más
Houdini y el otro mundo

La vida secreta de Sherlock Holmes /8


Leer Más
Sherlock Holmes mata a Moriarty y muere a manos de Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /11


Leer Más
El hombre que nunca vivió y que nunca morirá

La vida secreta de Sherlock Holmes /2


Leer Más
Los enigmas de Sherlock

Leer Más
Sherlock Holmes, de entre los muertos

La vida secreta de Sherlock Holmes /12


Leer Más

Originally posted 2016-09-23 12:03:49.

Sherlock Holmes mata a Moriarty y muere a manos de Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /11

Arthur Conan Doyle, obligado a pasar gran parte de su tiempo escribiendo aventuras de Holmes y harto de que su personaje fuera más célebre que él, anunció un día a su madre que albergaba las peores intenciones respecto al detective: «Estoy pensando en matarlo de una vez por todas. Me quita tiempo para dedicarme a cosas mejores» [1] Carta de Arthur Conan Doyle a su madre (1891).

Chute Supérieure du Reichenbach dans la vallée d’Ober-Hasli, 1820. Las cataratas de Reichenbach en una postal a partir de un dibujo de Gottfried Engelmann (1788-1839) que quizá Watson o Holmes enviaron a sus amistades en Londres desde Suiza, cuando el trágico final todavía o era evidente

Celoso y harto de Holmes, Conan Doyle decidió, efectivamente, matarlo. Lo hizo en la aventura titulada El problema final, en la que Holmes se enfrenta al peor de sus enemigos, el matemático y rey del crimen en la sombra Moriarty. El relato, tras dos años sin aventuras publicadas de Sherlock Holmes, comienza con estos comentarios del fiel John Watson:

«Tomo la pluma con tristeza para redactar estos pocos párrafos, que serán los últimos que yo dedicaré a dejar constancia de las singulares dotes que distinguieron a mi amigo el señor Sherlock Holmes. Me he esforzado, aunque de una manera inconexa y, estoy profundamente convencido de ello, del todo inadecuada, en relatar como he podido las extraordinarias aventuras que me han ocurrido en su compañía desde que la casualidad nos juntó, en el período del Estudio en escarlata».

Después, Watson explica que las infamias publicadas recientemente por los partidarios de Moriarty le obligan a salir en defensa de Sherlock Holmes y contar la última aventura de su gran amigo, en su intento de detener la organización criminal dirigida por James Moriarty. Tras una persecución implacable, contada de manea magistral por Watson, que los lleva hasta Suiza, Sherlock Holmes y James Moriarty se enfrentan en las cataratas de Reichenbach.

Tras una pelea en el borde de un precipicio, Holmes comprende que la única manera de librar al mundo de Moriarty es que los dos caigan hacia el pavoroso abismo:

«Todo intento de recuperación de los cuerpos era una imposibilidad, y allí, en la profundidad de aquella horrorosa caldera de aguas turbulentas, yacerán para siempre el más peligroso de los criminales y el más grande defensor de la ley de su generación».

Punto y final. Por fin Conan Doyle podía volver a sus novelas históricas.

O no.

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que finalmente no incluí en el libro]

Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)

carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.

Wyoming-No-tan-elemental

La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]

Originally posted 2016-06-24 13:07:08.

Notas   [ + ]

1. Carta de Arthur Conan Doyle a su madre (1891)

Houdini y el otro mundo

La vida secreta de Sherlock Holmes /8

houdini_spirits

En una ocasión el célebre mago y escapista Harry Houdini, que también era en su tiempo libre un perseguidor implacable de farsantes paranormales, realizó, durante una sesión privada con Ernst Bernard y Arthur Conan Doyle, una demostración impresionante de adivinación del pensamiento. Tras provocar el asombro de sus dos invitados, Houdini les dijo que se trataba de un simple truco y que no había nada paranormal en ello. Sin embargo, Doyle siguió insistiendo en que Houdini era un médium que tenía poderes paranormales… aunque ni él mismo lo supiera. Cuando Conan Doyle le dijo que si era un truco entonces se lo contara, Houdini se negó, pues el juramento de los magos en aquella época era mantener en secreto los trucos ante cualquiera que no fuera de al profesión:

«Una de las normas de la profesión de mago es no contar los trucos, y eso es válido tanto para los magos que suelen ser representados con un sombrero cónico, como el Merlín del rey Arturo o el Gandalf de El señor de los anillos, como para los que prefieren el sombrero de copaComo es obvio, la diferencia entre los dos tipos de magos es que los prestidigitadores reconocen que hacen trampa, aunque no revelen los trucos, mientras que los otros juran y perjuran que no hay truco alguno detrás de sus asombrosas demostraciones».

(No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes)

Hoy en día ese juramento se ha relajado un poco y muchos magos cuentan sus trucos e incluso existe una tendencia en la magia moderna que consiste en mostrar la explicación después del truco, para mostrar de este modo que es más asombroso descubrir cómo podemos ser engañados que el hecho mismo de ser engañados. Eso es, por otra parte, lo que hace el propio Sherlock Holmes, que siempre cuenta sus trucos, o su proceso de descubrimiento, a Watson, aunque a veces casi se arrepiente de hacerlo:

«Empiezo a pensar,Watson, que cometo un error al dar explicaciones. Omne ignotum pro magnifico [Todo lo desconocido parece magnífico], como usted sabe, y mi pobre reputación, en lo poco que vale, se vendrá abajo si sigo siendo tan ingenuo».[1]Arthur Conan Doyle, «Las cinco semillas de naranja»

¿Qué truco era aquel que Houdini no quiso contarle a Conan Doyle?

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que finalmente no incluí en el libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

Sherlock contra Cyrano

LA VIDA SECRETA DE SHERLOCK HOLMES /1


Leer Más
Sherlock Holmes no está enterrado en Spoon River

La vida secreta de Sherlock Holmes /3


Leer Más
Auguste Dupin, según Conan Doyle y Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /5


Leer Más
La realidad de los detectives

La vida secreta de Sherlock Holmes /6


Leer Más
El autor no es el personaje

La vida secreta de Sherlock Holmes /7


Leer Más
El truco más difícil de Houdini

La vida secreta de Sherlock Holmes /9


Leer Más
Arthur Conan Doyle visita el Más Allá

La vida secreta de Sherlock Holmes /13


Leer Más
Los manuscritos inéditos de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /14


Leer Más
Arthur Conan Doyle, impostor

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /15


Leer Más
El hermano más listo que el hermano más listo de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /16


Leer Más
Respuestas sin preguntas

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /18


Leer Más
Arthur Conan Doyle contra Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /10


Leer Más
El extraño caso de Arthur Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /4


Leer Más
Houdini y el otro mundo

La vida secreta de Sherlock Holmes /8


Leer Más
Sherlock Holmes mata a Moriarty y muere a manos de Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /11


Leer Más
El hombre que nunca vivió y que nunca morirá

La vida secreta de Sherlock Holmes /2


Leer Más
Los enigmas de Sherlock

Leer Más
Sherlock Holmes, de entre los muertos

La vida secreta de Sherlock Holmes /12


Leer Más

 

Originally posted 2016-05-28 14:39:03.

Notas   [ + ]

1. Arthur Conan Doyle, «Las cinco semillas de naranja»

Arthur Conan Doyle contra Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /10

Arthur Conan Doyle y un ectoplasma amigo suyo

No es posible continuar aquí el examen del fascinante episodio en la vida de Arthur Conan Doyle que lo enfrentó a su antiguo amigo Harry Houdini, pero lo anécdota contada en “El truco más difícil de Houdini” puede servir como ejemplo de los intereses y métodos tan diferentes de Conan Doyle no sólo con Houdini sino con su propia criatura, Sherlock Holmes. Ahora bien, Conan Doyle no sólo tenía una visión de la realidad diferente a la de su científico detective, sino que, como enseguida veremos, odiaba a Holmes hasta el punto de desear su muerte.

Arthur Conan Doyle presentó por primera vez en público a Sherlock Holmes en la novela Estudio en escarlata, publicada en 1887. Poco a poco se fueron añadiendo más novelas y cuentos hasta completar lo que se llama el «Canon Holmesiano», que se compone de cincuenta y seis cuentos y cuatro novelas [1]Algunos añaden al Canon holmesiano los cuentos escritos por el sobrino de Arthur, Adrian Conan Doyle, en colaboración con John Dickson Carr.. El éxito de Sherlock Holmes fue inmediato y constante en Gran Bretaña y en el resto del mundo, pero aquel gran triunfo se convirtió en una pequeña tragedia personal para su autor.

A Arthur Conan Doyle le gustaba considerarse un escritor de novela histórica y estaba especialmente orgulloso de obras como La compañía blanca. Sin embargo, fueron las novelas policíacas, que él consideraba literatura de segunda clase, las que llamaron la atención del público. A medida que Holmes se iba haciendo más famoso, su autor sentía más y más celos por una fama que creía merecer, y porque esa fama no era debida a sus novelas históricas.

El espiritista Arthur Conan Doyle encadenado a su materialista criatura Sherlock Holmes (caricatura de la revista de la época Punch)

La creciente animadversión del autor hacia su criatura se puede observar en las nuevas aventuras de Sherlock Holmes. Sin perder nunca la compostura y las buenas maneras, Conan Doyle fue añadiendo más y más defectos a su personaje: es derrotado por Irene Adler, es vanidoso e insensible, desprecia al fiel Watson… Finalmente, la novela El signo de los cuatro se inicia con la siguiente escena:

«Sherlock Holmes cogió la botella del ángulo de la repisa de la chimenea, y su jeringuilla hipodérmica de su pulcro estuche de tafilete. Insertó con sus dedos largos, blancos y nerviosos, la delicada aguja, y se remangó la manga izquierda de la camisa. Por un instante sus ojos se posaron pensativos en el musculoso antebrazo y en la muñeca, cubiertos ambos de puntitos y marcas de los innumerables pinchazos. Finalmente, hundió en la carne la punta afilada, presionó hacia abajo el delicado émbolo y se dejó caer hacia atrás, hundiéndose en el sillón forrado de terciopelo y exhalando un profundo suspiro de satisfacción».

Por si quedaban dudas acerca de lo que el autor opina de esta afición de su personaje, Watson añade enseguida:

«Durante muchos meses había presenciado esa operación tres veces al día; pero la costumbre no había llegado a conseguir que mi alma se adaptara. Por el contrario, cada día que pasaba me sentía más irritado ante ese espectáculo, y todas las noches sentía sublevarse mi conciencia al pensar que me había faltado valor para protestar».

 

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que finalmente no incluí en el libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

Sherlock contra Cyrano

LA VIDA SECRETA DE SHERLOCK HOLMES /1


Leer Más
Sherlock Holmes no está enterrado en Spoon River

La vida secreta de Sherlock Holmes /3


Leer Más
Auguste Dupin, según Conan Doyle y Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /5


Leer Más
La realidad de los detectives

La vida secreta de Sherlock Holmes /6


Leer Más
El autor no es el personaje

La vida secreta de Sherlock Holmes /7


Leer Más
El truco más difícil de Houdini

La vida secreta de Sherlock Holmes /9


Leer Más
Arthur Conan Doyle visita el Más Allá

La vida secreta de Sherlock Holmes /13


Leer Más
Los manuscritos inéditos de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /14


Leer Más
Arthur Conan Doyle, impostor

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /15


Leer Más
El hermano más listo que el hermano más listo de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /16


Leer Más
Respuestas sin preguntas

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /18


Leer Más
Arthur Conan Doyle contra Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /10


Leer Más
El extraño caso de Arthur Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /4


Leer Más
Houdini y el otro mundo

La vida secreta de Sherlock Holmes /8


Leer Más
Sherlock Holmes mata a Moriarty y muere a manos de Conan Doyle

La vida secreta de Sherlock Holmes /11


Leer Más
El hombre que nunca vivió y que nunca morirá

La vida secreta de Sherlock Holmes /2


Leer Más
Los enigmas de Sherlock

Leer Más
Sherlock Holmes, de entre los muertos

La vida secreta de Sherlock Holmes /12


Leer Más

Entradas holmesianas no tan elementales

[pt_view id=”64488b37gm”]


Además…

Sobre el libro No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes


Cómo descifrar códigos y lenguajes

(con Sherlock Holmes)]


International: Not So Elementary

 


Originally posted 2016-06-14 14:47:04.

Notas   [ + ]

1. Algunos añaden al Canon holmesiano los cuentos escritos por el sobrino de Arthur, Adrian Conan Doyle, en colaboración con John Dickson Carr.

Respuestas sin preguntas

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /18

Existe alrededor de Sherlock Holmes un terreno para la investigación tan complejo y caótico que resulta difícil presentarlo de manera coherente. Se trata de todas las novelas y relatos en los que aparece Sherlock Holmes pero que no se atribuyen a Arthur Conan Doyle. En los capítulos anteriores ya me he referido a algunos de los misterios de la vida de Holmes y de su supuesto autor y al esfuerzo de muchos investigadores por desvelar esos enigmas. El problema, como suele suceder cuando se mira algo demasiado detenidamente, es que el intento por encontrar respuestas ha ofrecido pocas y ha planteado nuevas preguntas, mucha confusión y muchos más enigmas. En esas investigaciones, a veces en forma de ensayo, tyras como novelas o cuentso que añadir al Canon, en ocasiones artículos y en los últimos lustros miles o cientos de miles de páginas de Internet, se dan tantas respuestas que ya resulta imposible recordar cuál era la pregunta.

Muchas de esas historias fueron escritas por contemporáneos del autor del Canon, como Maurice LeBlanc, que escribió varios cuentos en los que Holmes se enfrenta a su célebre ladrón Arsene Lupin. En novelas posteriores se ha buscado un tono histórico y pintoresquista que Conan Doyle no dio a su obra, y se ha conseguido relacionar a Holmes con todos los personajes de su época, desde Jack el Destripador hasta Bram Stoker, el autor de Drácula, o al propio conde Drácula; desde Oscar Wilde a Lovecraft.

También se han sugerido todo tipo de teorías, que Holmes era un extraterrestre o que era Jack el Destripador, o que el Destripador era Watson, pues era médico y, por lo tanto, capaz de cortar con un bisturí con la precisión de un cirujano… Además, Jack escribía junto a los cadáveres una W (de Watson) o, si se mira desde el otro lado, una M, de Moriarty, el archienemigo de Holmes. También, por cierto, se ha llegado a acusar al propio Conan Doyle de ser Jack el Destripador, lo que no es ni mucho menos disparatado, o al menos no es lo más disparatado.

Un sospechoso parecido con alguien muy conocido

Un sospechoso parecido con alguien muy conocido

En No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, acepté partir de un supuesto arriesgado,  según el cual Sherlock Holmes es una criatura de ficción creada por Arthur Conan Doyle. Esa opinión es contraria a la de casi todos los expertos holmesianos, de los que espero su comprensión, porque el enigma principal que intenté aclarar en el libro es por qué una criatura de ficción ha llegado a figurar en la historia y los anales de tantas ciencias y profesiones como si se tratara de una persona real. Como es obvio, el que Conan Doyle escribiera o no las aventuras no nos dice nada acerca de la existencia real o ficticia de Sherlock Holmes.

Aquí, en esta página, seguiré la hipótesis más aceptada entre los holmesianos o sherlockianos, es decir que Conan Doyle no escribió las obras del célebre detective, y me sumergiré en el proceloso mundo de los pastiches.

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de una primera versión de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]


El hermano más listo que el hermano más listo de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /16

Mycroft Holmes, casi el hermano más listo de Sherlock

Mycroft Holmes, casi el hermano más listo de Sherlock

Los expertos no sólo discuten acerca de la verdadera identidad del autor de las aventuras de Sherlock Holmes, sino que también intentan resolver los enigmas relacionados con la vida del detective. Lo hacen con verdadero rigor científico, sin dudar ni por un instante de su existencia, como aquellos turistas que acuden a visitar la casa de Holmes en Londres y preguntan dónde se alojaba la señora Hudson.

Baring Gould, en su libro Sherlock Holmes de Baker Street, intentó reconstruir la vida del célebre detective y de su ayudante Watson, y ordenó de manera cronológica las aventuras, tratando de iluminar los aspectos más misteriosos de Holmes: ¿dónde había nacido?, ¿quiénes fueron sus padres?, ¿por qué su hermano Mycroft era más listo que él?

Baring-Gould nos cuenta que Holmes nació en Inglaterra, pero que por sus venas corría sangre francesa, pues su abuela era hermana del pintor Vernet. También desvela que durante sus años de estudio no tuvo muchos amigos, excepto Victor Trevor, cuyo padre influyó en la vocación detectivesca de Holmes.

La biografía, por cierto, comienza lamentando que el Almanaque Mundial olvide el hecho más memorable del año 1854:

«El nacimiento, a primera hora de la mañana del viernes 6 de enero, del tercer y último hijo de Siger y Violet Holmes en su extensa finca de Mycroft en el North Riding de Yorkshire, Inglaterra [1]W.S.Baring-Gould, Sherlock Holmes de Baker Street.».

Uno de los actores más inteligentes interpretando a uno de los hermanos más inteligentes de Sherlock Holmes: Stephen Fry como Mycroft

Uno de los actores más inteligentes interpretando a uno de los hermanos más inteligentes de Sherlock Holmes: Stephen Fry como Mycroft

Es decir, el nacimiento de Sherlock Holmes.

Además de hablarnos de Mycroft Holmes, Baring-Gould menciona a un tercer hermano, a Sherrinford: «llamado así en honor a la familia de su madre, vino al mundo en 1845». Sin embargo, a pesar de su exhaustiva investigación, Baring-Gould apenas nos cuenta nada acerca de Sherrinford, que sin duda era el más listo de los tres hermanos. Puedes comprobar que no te exagero si lees el capítulo “El hermano más listo de Sherlock Holmes” en mi libro No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, donde cuento uno de los más extraordinarios casos resueltos por Sherrinford Holmes. Pero también puedes leer las entradas que le he dedicado en El verdadero Sherrinford Holmes.

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de una primera versión de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]

Entradas holmesianas no tan elementales

[pt_view id=”64488b37gm”]

Además…

Sobre el libro No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes


Cómo descifrar códigos y lenguajes

(con Sherlock Holmes)]


International: Not So Elementary


 

Notas   [ + ]

1. W.S.Baring-Gould, Sherlock Holmes de Baker Street.

Arthur Conan Doyle, impostor

|| La vida secreta de Sherlock Holmes /15

Arthur Conan Doyle finge que escribe una de las aventuras de Sherlock Holmes

Arthur Conan Doyle finge que escribe una de las aventuras de Sherlock Holmes

Una vez descartado que Arthur Conan Doyle escribiera las aventuras de Sherlock Holmes, se han elaborado muchas teorías acerca del verdadero autor de las aventuras del detective.

Hay quien sostiene que las escribió el mismísimo Sherlock Holmes, pues no en vano en el corpus canónico de aventuras publicadas con la firma de Arthur Conan Doyle hay dos escritas por el propio Holmes: «La melena del león» y «El soldado de la piel decolorada». El detective declara que se decide a tomar la pluma, cansado de las exageraciones románticas y el poco rigor de su cronista habitual. En base a estas declaraciones del propio Holmes, no parece razonable que él escribiera el resto de sus aventuras, pero ya sabemos que uno no se puede fiar de alguien tan astuto como nuestro detective.

Existen tantas fotografías de Arthur Conan Doyle escribiendo que es casi inevitable pensar que se veía obligado a dar pruebas de una profesión que tampoco ejercía (como la de médico)

Existen tantas fotografías de Arthur Conan Doyle escribiendo que es casi inevitable pensar que se veía obligado a dar pruebas de una profesión que tampoco ejercía (como la de médico)

Según otros especialistas, el verdadero autor era un primo de Holmes, o incluso la reina Victoria, lo que no es tan extraño, si tenemos en cuenta que recientemente un ordenador alimentado con millones de datos concluyó que la reina Victoria había escrito Alicia en el país de las maravillas, atribuido tradicionalmente a Lewis Carroll, tras el que se esconde Samuel Lutwidge Dogson.

Para complicar un poco más las cosas, se han publicado nuevas aventuras de Sherlock Holmes, contadas por personas que conocieron a Holmes, como Mary Morstan, la esposa de Watson, en Memorias de Mary Watson, de Jean Dutourd. En casi todas estas nuevas aventuras se intenta desvelar un nuevo enigma detectivesco, aunque ahora el misterio se refiere casi siempre al propio Sherlock Holmes.

A veces, por cierto, se añaden al Canon, a las “Sagradas Escrituras”, el Conan o el Corpus Holmesiano algunas aventuras escritas por el sobrino de Doyle, Adrian Conan Doyle, junto al gran escritor del genero policiaco John Dickson Carr.

Todavía en su vejez, Conan Doyle seguía proclamando de una manera muy ruidosa que era escritor.

Todavía en su vejez, Conan Doyle seguía proclamando de una manera muy ruidosa que era escritor.

 

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de una primera versión de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, que no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]

Entradas holmesianas no tan elementales

[pt_view id=”64488b37gm”]


 


 

Además…

Sobre el libro No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes


Cómo descifrar códigos y lenguajes

(con Sherlock Holmes)]


International: Not So Elementary

 

Los manuscritos inéditos de Sherlock Holmes

La vida secreta de Sherlock Holmes /14

El equívoco entre un narrador llamado John Watson y un autor público llamado Arthur Conan Doyle hizo creer a algunos lectores de la época en la que se publicaron las aventuras de Sherlock Holmes que, en efecto, el detective era un personaje más o menos real, cuya verdadera identidad se mantenía en secreto, y que Arthur Conan Doyle era tan sólo el agente literario de Watson.

El manuscrito inédito de John Watson que encontró Nicholas Meyer

El manuscrito inédito de John Watson que encontró Nicholas Meyer

Con el tiempo, varios escritores se sumaron a esta tesis y publicaron nuevas aventuras de Sherlock Holmes, asegurando que las había escrito Watson, pero que habían quedado inéditas por diversos motivos. En la actualidad, todavía se publican en todo el mundo relatos y novelas protagonizadas por Holmes, que suelen empezar con un prólogo del supuesto editor o descubridor, en el que se explica que en un viejo desván, o en un almacén abandonado durante décadas, o en una vieja librería londinense, se ha encontrado una caja con manuscritos firmados por un tal John Watson, en los que se relatan aventuras inéditas de Sherlock Holmes.

Ante la proliferación de manuscritos con nuevas aventuras, Nicholas Meyer, se vio obligado, en Elemental, doctor Freud, a defender la autenticidad del suyo:

«El descubrimiento de un manuscrito inédito de John H. Watson puede crear, en el mundo literario, tanto escepticismo como sorpresa… Es indudable que ha habido exceso de falsificaciones, algunas bien hechas, hay que reconocerlo, y otras realmente abominables, y por eso una historia nueva, supuestamente auténtica, causará una reacción de aburrida hostilidad por parte de los estudiantes serios del Canon…»[1] Nicholas Meyer, Elemental. Doctor Freud.

Una de las miles de cajas que John Watson dejó guardadas en bancos, casas de amigos, consignas de tren, trasteros e incluso tumbas, con manuscritos de aventuras inéditas de Sherlock Holmes

Una de las miles de cajas que John Watson dejó guardadas en bancos, casas de amigos, consignas de tren, trasteros e incluso tumbas, con manuscritos de aventuras inéditas de Sherlock Holmes

Uno de los aspectos más curiosos del descubrimiento de más y más manuscritos inéditos con aventuras de Sherlock Holmes es que casi todos ellos promenten revelar “una avemntura colosal”, “el más asombroso caso de Sherlock Holmes”, “el secreto que no debía revelarse nunca”, pero son pocos los que, modestamente, se limitan a contar “una aventura más” del infatigable detective.

Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de una primera versión de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmesque no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]

Entradas holmesianas no tan elementales

[pt_view id=”64488b37gm”]


Sobre el libro

No tan elemental en Calibre 38

Leer Más
No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes

Leer Más
No tan elemental, querido Holmes

Leer Más
Sherlock Holmes y Proust se encuentran…

Leer Más
No tan elemental en “La aventura del saber”

Leer Más
Sherlock Holmes y la insólita profesión de Juanjo de la Iglesia

Leer Más
Sherlock Holmes: más que un lector de signos

Leer Más
Sherlock Holmes y la intuición

Leer Más
Sherlock Holmes entre políticos, editores y guionistas

Rocío Linares, La Razón


Leer Más
No tan elemental

Guzmán Urrero (The Cult)


Leer Más
El origen de No tan elemental

Leer Más
No tan elemental, con Carlos García Gual

Leer Más
Presentación de No tan elemental en Barcelona

Leer Más
Montaigne y mi retrato

Leer Más


 

Cómo descifrar códigos y lenguajes

[pt_view id=”64488b37gm”]


International

[pt_view id=”64488b37gm”]


Notas   [ + ]

1. Nicholas Meyer, Elemental. Doctor Freud.

Arthur Conan Doyle visita el Más Allá

La vida secreta de Sherlock Holmes /13

Micah Clarke, de Arthur Conan Doyle

Aunque, tras resucitar a Sherlock Holmes, Arthur Conan Doyle ya no pudo librarse de su detective, al menos sí fue espaciando la publicación de sus aventuras, lo que le permitió  desarrollar en paralelo su faceta de escritor de novela histórica. También empezó a interesarse por el más allá, o más bien a implicarse de manera directa, porque el contacto con los espíritus siempre le habñia interesado, aunque al principio sólo a la manera de un curioso que quería aplicar los métodos de la ciencia a un posible nuevo campo de investigación. Se supone, pero se trata tan solo de hipótesis más o menos verosímiles, que las muertes que contempló a su alrededor, en especial la de su hijo durante la Primera Guerra Mundial, le hicieron tomarse muy en serio la posibilidad de contactar con los seres queridos ya fallecidos.

Arthur Conan Doyle probablemente con su segunda esposa y un ectoplasma que no acaba de definirse

Curiosamente, incluso cuando visitaba el otro mundo para hablar con los muertos, Conan Doyle tuvo que soportar la fama de su detective, pues en una sesión espiritista a la que asistió, el espíritu se dirigió a Conan Doyle llamándole en todo momento «señor Sherlock Holmes».

La diferencia de carácter y pensamiento entre Holmes y su creador, y el odio o desprecio que Conan Doyle parecía sentir hacia el detective, hicieron que cada vez más personas se preguntaran cuál era la verdadera relación entre ambos, lo que dio lugar a una abundantísima bibliografía que intenta responder a una pregunta sin duda inquietante: ¿escribió Conan Doyle las aventuras de Sherlock Holmes?


Continuará


[Esta entrada ha sido escrita a partir de fragmentos de una primera versión de No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes, pasajes que no incluí en la versión definitiva del libro]


Notanelemental-portada

No tan elemental
Cómo ser Sherlock Holmes.
Daniel Tubau
A la venta en todo el mundo
Amazon, La FugitivaRafael Alberti,Laie…)


carlos-garcc3ada-gualCarlos García Gual ha dicho de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes:
Es una mis mejores lecturas  de ensayos literarios en mucho tiempo, tanto por su originalidad como por su estilo. Y sobre un tema  para mí fascinante ya que me trae recuerdos de lecturas juveniles… Me tiene admirado su manejo de todos esos registros tan bien usados en esta trama tan erudita y esa disección tan inteligente, de fina “filología” (en el buen sentido de la palabra)… Creo que el resultado final es espléndido y muy divertido”.


Wyoming-No-tan-elemental


La vida secreta de Sherlock Holmes

[pt_view id=”64488b37gm”]

Entradas holmesianas no tan elementales

[pt_view id=”64488b37gm”]


 

Además…

Sobre el libro No tan elemental: cómo ser Sherlock Holmes


Cómo descifrar códigos y lenguajes

(con Sherlock Holmes)]


International: Not So Elementary