El santoral revolucionario

  • Los líderes supremos: Oliver Cromwell

    En un reciente viaje a Londres tuve ocasión de leer un interesante pasaje del libro Britain, de Kenneth O.Morgan, editado por Oxford. Allí se explica que Oliver Cromwell, el puritano y revolucionario inglés que instauró una breve república británica, no sólo intentaba instaurar una dictadura de fuerte carácter teológico, sino que buscaba un modelo  explícitamente religioso para cada uno de sus actos revolucionarios, explicándolos de esta manera:     «Cromwell se veía a sí mismo como Moisés conduciendo a los israelitas a la tierra prometida. Los ingleses habían vivido en cautiverio en la tierra de Egipto (la monarquía Estuardo ), entonces escaparon y cruzaron el mar rojo (regicidio de Carlos I);…

  • Los líderes supremos: Lenin

    La ideología marxista-leninista-maoísta, que conquistó más de la mitad del planeta, no supo traer esa sociedad perfecta que prometía, con lo que demostró, de nuevo, que el camino al infierno está sembrado casi siempre de buenas intenciones. Con la caída del Muro de Berlín, en 1989, los antiguos líderes fueron poco a poco olvidados e incluso derribados violentamente de sus pedestales. Apenas queda huella de ellos, excepto en China, donde el culto a Mao Zedong es mantenido por un Partido Comunista dirigido por los herederos de aquellos a los que Mao persiguió, encerró o asesinó, como Liu Shaoqi o Deng Xiao Ping (que logró sobrevivir y refundar China). La propagación…

  • El santoral revolucionario

    En el Santoral Revolucionario se exploran los aspectos más religiosos del comunismo revolucionario: los profetas, los fundadores, las promesas de redención y la iconografía de la que para muchos ha sido la religión del siglo XX.    Entradas de El Santoral Revolucionario [pt_view id=»87405d63l6″] POLÍTICA [pt_view id=»87405d63l6″]  

  • La religión del comunismo

    Hace no demasiados años afirmar que entre el comunismo del siglo XX y la religión existían muchas semejanzas solía despertar sospechas hacia quien sugería «tan extravagante comparación» entre una ideología atea y materialista y las religiones espiritualistas. Yo mismo recuerdo encendidas discusiones cada vez que planteaba a mis amigos y a mis compañeros de universidad los indudables rasgos religiosos de la ideología marxista-leninista. Actualmente, los historiadores aceptan con naturalidad que esa es una de las comparaciones más exactas que se pueden hacer. Es cierto que todo se puede comparar con la religión, porque el pensamiento religioso es uno de los modos dominantes del pensar humano, con características muy definidas y…