Recuerdos de la era analógica

  • Que nada se crea

    || Recuerdos de la era analógica

    Era el día 28 de diciembre y yo viajaba en un tren. Fue entonces cuando advertí que en mi cabeza estaban revoloteando ciertas ideas muy importantes. Para que no se escapasen, apunté todo lo que se me iba ocurriendo en el billete que me había dado el revisor (pues las taquillas estaban cerradas y tuve que abonar el viaje una vez en el tren). Gracias a ese billete conservo la fecha de este descubrimiento, que puede ser comparado con el que tuvo lugar el 12 de octubre de 1492. En mi caso se trataba, y de eso me di cuenta enseguida, del descubrimiento de un nuevo continente mental. Tener una…

  • Juan José Millás y la percepción malebranchiana

    Juan José Millás publicó un ingenioso y divertido artículo en su columna de El País. Cuando los ordenadores sean tan pequeños que se puedan implantar detrás de una ceja, nos conectaremos a Internet en cualquier momento del día o de la noche y sin que nadie de los que nos rodean se dé cuenta. Así, estaremos en el sofá del salón, viendo aparentemente la tele, pero nuestro cerebro estará jugando con Google Earth, buscando quizá el barrio de una amante, localizando su casa, haciendo un zoom sobre su azotea o sobre la ventana de su dormitorio. Podrá uno ir en el autobús al tiempo que entra y sale de las…

  • El enigmático William Smullyan

    Willyan Smullyan es un arquitecto al que se menciona en Recuerdos de la era analógica. En una reseña del libro, Agatha hablaba de la torre de Smullyan como metáfora de mi libro: «Recuerdos de la era analógica es un libro muy ambicioso que ofrece continuas vueltas de tuerca sobre temas tan controvertidos o candentes como la identidad, la realidad virtual o las diversas dicotomías que han hecho correr ríos de tinta a la filosofía, la ciencia, el arte, la literatura o el universo controvertido de las lexías y sus significados: mortalidad-inmortalidad; la realidad y su autoflagelación; el concepto de belleza, implícito en el estudio de las disciplinas artísticas y sus…

  • Marshall McLuhan, antes y después de su tiempo

    Entre las muchas ideas y paradojas del pensador canadiense Marshall McLuhan, una de las más interesantes es la que dice que los medios son extensiones del ser humano. Se refiere no sólo a los medios de comunicación, sino a cualquier aparato, artilugio, mecanismo, instrumento u objeto que prolongue de alguna manera el alcance de nuestros sentidos, desde unos binoculares al bastón de un ciego. Si pensamos en el bastón de un ciego Y en este caso creo que el ejemplo es mío, pero tal vez sea del propio McLuhan): ¿la mano termina al comienzo del bastón o en su punta? ¿es el bastón el que percibe un obstáculo, o es la mano…

  • Rudimentos de Prognóstica Aplicada

    En Maneras de predecir el futuro… o el pasado hablé de los trucos para predecir el futuro, que en realidad suele tratarse de una predicción desde el presente, pero atribuida a profetas imaginarios, como sucede en la lectura del sueño de Nabucodonosor, que se atribuye al Daniel bíblico. También me referí a las dificultades de los historiadores soviéticos para predecir el pasado en función de los gustos cambiantes de Stalin. Según se deduce de la lectura  de Recuerdos de la era analógica, en los siglos venideros la predicción del futuro se convertirá en una disciplina científica llamada prognóstica aplicada: Como es de sobra conocido, la predicción del futuro era uno de…

  • Comentario de los antólogos del siglo 25 al Manifiesto contra los mundos posibles

    Esta obra es una de las últimas muestras de la mentalidad arcaica que rechazaba todo lo nuevo, todo lo que quebrase las seguridades, las costumbres y los hábitos adquiridos a lo largo de milenios. Encuadrada en la variedad negativa o distópica del género utópico, esta invectiva no está exenta de vigor y rezuma moralismo, pero no hay que olvidar que las utopías negativas se escribían en un mundo cuyos ingredientes principales eran la guerra, el hambre, la crueldad y la indiferencia ante el dolor. Un mundo tan lleno de sufrimiento que resulta difícil creer que haya existido alguna vez. Lo cierto es que el pensamiento utópico positivo también fue durante…

  • Recuerdos de la era analógica
    Una antología del futuro

    Recuerdos de la era analógica es un libro de ciencia ficción,  o de ficción especulativa, pero también un ensayo sobre la identidad, el conflicto entre el mundo digital y analógico, la mortalidad y la inmortalidad y muchos otros asuntos. Se trata de una antología de textos que en gran parte todavía no se han escrito pero que los antólogos encontrarán en el futuro, en lo que ellos llaman la Arqueo Red y que es nuestra actual Internet. Para ellos, se trata de textos que proceden del pasado;  para nosotros, son parte de nuestro presente y de nuestro futuro. [Tweet «Recuerdos de la era analógica es un libro de ciencia ficción…

  • El menardismo de Recuerdos de la era analógica

    Muchos lectores consideran que Recuerdos de la era analógica, es un texto de ciencia ficción; otros lectores creen que es un ensayo encubierto, pero los antólogos del siglo 25, que han rescatado esos textos de nuestro presente, consideran que pertenecen a la gran corriente del realismo literario y en concreto “al antiguo género realista llamado ciencia ficción: naves espaciales, congresos intergalácticos, mundos digitales y autómatas”. Es decir, Recuerdos de la era analógica muestra un mundo que en el siglo 25 será pura cotidianidad y, por tanto, no pertenecerá al género de la fantasía o la ciencia ficción, sino como mucho al llamado «realismo prospectivo». Como se ve, como dije en El Mahabharata…

  • Vidas vicarias y Avatar

      «El lector se encuentra ante un texto inclasificable, justo lo que pretendía su autor; un libro que gustará a todos: al lector de literatura fantástica, al que atrapa con relatos como Experiencias vicarias, un tema archiconocido, que ha sido  llevado al cine con películas tan impresionantes como Avatar.»              (Agatha en una recensión acerca de Recuerdos de la era analógica) La semejanza entre el planteamiento de partida de Vidas vicarias y Avatar es, en efecto muy grande, en lo que se refiere a la posesión vicaria de cuerpos ajenos. Recuerdos de la era analógica se publicó antes de que se estrenara la película y el cuento «Vidas vicarias» lo…

  • Manifiesto, aullidos y caballos sin nombre

     “Vamos, amigo, compañero, hermano, primo, vecino, ciudadano, compadre, conéctate, enchufa tu alma a la utopía, deja que por tus venas circule el fluido eléctrico de los sueños, convierte tus deseos en realidad”. Me gusta y sorprende que Agatha eligiera, en su recensión de Recuerdos de la era analógica, este párrafo de un texto que es clave en todo el asunto tratado en el libro: Manifiesto contra los mundos posibles. Es un texto al que le tengo especial cariño porque intente escribirlo imitando las frases de aliento prolongado de textos psicodélicos de los 60 o de poesía beatnik como Aullido de Ginsberg: «He visto las mejores mentes de mi generación destruidas…